Ponerse en movimiento

Si queremos tener una vida plena y satisfactoria hemos de mejorar día a día. Y para mejorar necesitamos ir haciendo ajustes constantes en nuestra vida: relaciones tóxicas, diálogos internos, nuestra relación con la comida, actitud frente a la vida, constancia con nuestros objetivos, el ego, el sufrimiento y un largo etc.

En mi caso fue el sufrimiento interno, como expliqué en este pódcast que puedes escuchar en Spotify:

Fue un tornillo que estuvo suelto durante mucho tiempo. El problema es que cuando no aprietas los tornillos a tiempo pueden caerse y ocurrir algo terrible (imagina que a un vehículo se le caen los tornillos de la rueda y esta se cae con el vehículo en marcha en una zona peligrosa). Eso es lo que sucedió en mi caso. Literalmente puedo decir que estoy vivo por segundos. Apretar ese tornillo ha llevado tiempo y hay que seguir haciendo ajustes. Es un trabajo que nunca acaba.

Tengo que decir que tras pasar esa situación límite encontré unas ganas tremendas de vivir, que desde entonces solo han crecido. Esas ganas me llevaron a la búsqueda infinita de adquirir las mejores herramientas para apretar tornillos y tener una “vidasanísima”.

De hecho, si me preguntas en qué soy un experto, esta sería mi respuesta:

Soy experto en sufrir, en sufrir mucho, en morir, en destruirme y en reconstruirme. Pero sobre todo en luchar día tras día para aprender las mejores herramientas y alcanzar mi máximo potencial, y si quieres, ayudarte a conseguir el tuyo

Me encantaría compartir contigo esas herramientas y saber, en tu caso, cuál es el tornillo que necesita una o varias vueltas para que todo se mantenga en su sitio. Recuerda que lo mío solo será una opinión, una opinión basada en el sufrimiento extremo, pero con las mayores ganas de que te beneficies de lo aprendido.

Frases

Hace unos años empecé publicando mis pasos cada día para exponer mi objetivo de hacer más de 10.000 pasos al día y así estar más motivado a cumplirlo.

Luego, comencé a agregar una frase que dijera algo más, que se beneficiara a quien la leyese. Durante este tiempo recibí buenos comentarios sobre muchas frases. Algunos son de personajes históricos o actuales, otras mías.

A continuación te dejo las de esta semana y un análisis de una de ellas (aquí puedes ver el post). Me encantaría leer tu opinión.

Domingo: “Cuando hacemos lo que nadie hace, conseguimos lo que nadie consigue”. @TheMacroWizard.
Sábado: No es suficiente proponerte hacer ejercicio, necesitas la acción asociada a ese propósito. Pero, si no te propones nada, ¿cómo esperas que se produzca la acción?
Viernes: El saber y no hacer nada es como no saber nada.
Jueves: Hay quien, pese a estar rodeado de espinos en su vida, se centra en el rayo de sol que entra por la esquina de su jardín. Ese es el tipo de persona que quieres en tu vida.
Miércoles: ¿Qué tal poner el cerebro en funcionamiento antes de poner la lengua en movimiento?
Martes: El ejercicio no es un sacrificio. Es una celebración de lo que el cuerpo es capaz de hacer.
Lunes: ¿Quién decide lo que viene? ¿Tu estómago? ¿Tu entorno? ¿Has pensado en la posibilidad de que decidas tú de forma consciente más a menudo?

La frase elegida

No es suficiente proponerte hacer ejercicio, necesitas la acción asociada a ese propósito. Pero, si no te propones nada, ¿cómo esperas que se produzca la acción?

Sábado

Análisis: Una vez vi a un amigo por la calle y se me quejó de que estaba ganando peso. Le pregunté si hacía algo de ejercicio. Su respuesta es que tenía que ponerse manos a la obra. Unos meses después volvimos a vernos y volvió a quejarse de su estado físico. Le pregunté si podría ayudar de alguna manera y me dijo que sí, y que ya me diría cosas. Volví a verlo un año y medio después de la primera vez y, ¿sabes de qué se quejó? Pues eso, de su estado físico. Pero siguió sin siquiera proponerse firmemente cambiar su situación, siguió sin realizar acciones que le llevaran a mejorar su forma física.

Es cómo si cada vez que dijéramos “Tengo hambre”, nos viniera la comida volando hasta la boca. Pues no sé a ti, pero a mí eso solo me pasó cuando era bebé y mi madre me hacía el avión con la cuchara.

Si quieres un cambio, establece un plan definido: qué quiero conseguir, qué voy a hacer, cuándo lo voy a hacer, en cuánto tiempo lo voy a hacer. Dividir el plan en pequeñas partes y etapas para que se visualice más fácil.

Resumiendo, ponerse en movimiento.

Detalles de publicaciones anteriores

Ejercicio para lisiados

¿Te pasa que sucede algún imprevisto y te paraliza? Es fácil que suceda, hasta que todo vuelve a como estaba antes. ¿Qué tal buscar alternativas? Es lo que intento yo con mi lesión del dedo del pie. Aquí te lo dejo el vídeo de una pequeña solución:

Cómo escoger la crema de cacao apropiada

¿Consumes crema de cacao? ¿Nutella, Nocilla, marca la cabra? ¿En qué te basas para elegir una u otra? En este vídeo te explico algunos detalles. Cuéntame en comentarios si te gustaría saber cuál consumo yo. Si veo que hay apoyo subiré el vídeo.
Gracias por leerme. Siéntete libre de comentarme esta publicación y decirme de qué temas te gustaría que hablara.
Abrahan Jiménez

Abrahan Jiménez

En Instagram puedes ver más cosas de mi día a día
Abrahan Jiménez

Abrahan Jiménez

En Instagram puedes ver más cosas de mi día a día

También podría interesarte:

Recibe nuestro ebook gratuito

Llena el formulario y enviaremos el ebook a tu email